AUDI

AUDI

Audi es un fabricante alemán de automóviles de lujo que forma parte del Grupo Volkswagen.

August Horch, sebas kstaño, andrez aguilar, julian (1868-1951), uno de los pioneros de la industria automovilística alemana, fundó en Colonia (Alemania), la empresa de autos Horch en 1899, cuyo primer automóvil comenzó a circular por vías públicas en 1901. Después de algunas dificultades financieras y desavenencias internas, decidió abandonar la compañía para crear una nueva fábrica de automóviles. Así nació la «August Horch & Cie. Motorwagenwerke AG» en Zwickau, el 16 de julio de 1909.3 Como Horch perdió la disputa legal por el nombre de la compañía, que ya estaba registrado anteriormente, no pudo volver a utilizar su apellido y escogió el nombre «Audi», la traducción al latín del vocablo alemán «horch», que en español significa «oye» o «escucha». Por ello, meses después de su fundación cambió el nombre de la compañía a «Audi Automobilwerke».

En 1932, ambas compañías de Audi y Horch, junto con DKW (fundada en 1907) y Wanderer (fundada en 1896) se fusionaron para formar Auto Union AG y poder hacer frente a las dificultades derivadas de la Gran Depresión de 1929, que afectaba, principalmente a la racionalización de los procesos de producción y ensamblaje. El 29 de junio de 1932, nació el logotipo de Audi, con cuatro aros entrelazados, como símbolo fruto de la alianza de cuatro marcas sajonas: Audi, DKW, Horch y Wanderer.

Para evitar la competencia dentro del grupo, se asignó a cada marca un segmento específico del mercado: automóviles de lujo del segmento medio para Audi, motocicletas y coches pequeños para DKW, vehículos de tamaño medio para Wanderer y vehículos de lujo en la parte más alta de la gama para Horch.

En 1941, dos años después de comenzar la Segunda Guerra Mundial, Auto Union producía exclusivamente vehículos para el uso militar y el desarrollo automovilístico se vio gravemente afectado. Al finalizar la guerra, la administración de la zona de ocupación soviética expropió y ordenó desmantelar todas las fábricas de la empresa. En 1948, Auto Union AG se dio de baja en el registro mercantil.

En 1949, gracias al Plan Marshall y los préstamos del gobierno de Baviera, la compañía cambió el nombre a Auto Union GmbH y resurgió con una nueva fábrica en Ingolstadt —donde se encuentra la sede actual de Audi—. En 1958 Daimler-Benz AG adquirió el control de la empresa y estableció las oficinas centrales en Stuttgart.

A finales de 1964, Volkswagen adquirió la mayoría de las acciones de Auto Union, estableciendo de nuevo en Ingolstadt la sede de esta filial, sobre la cual adquirió la propiedad absoluta a finales de 1966.

En 1969, Auto Union se fusionó con NSU, con sede en Neckarsulm, cerca de Stuttgart. En la década de 1950, NSU fue el mayor fabricante mundial de motocicletas, pero pasó a producir automóviles pequeños como el NSU Prinz, y versiones TT y TTS de los cuales siguen siendo populares como coches antiguos de carreras. NSU luego se enfocó en los nuevos motores rotativos basados ​​en las ideas de Felix Wankel. En 1967, el nuevo NSU Ro 80 con su diseño futurista que casi podría decirse que sigue vigente, fue un coche muy por delante de su tiempo en detalles técnicos como la aerodinámica, ligereza y seguridad. Sin embargo, los problemas iniciales con los motores rotativos puso fin a la independencia de NSU.

El primer coche nuevo de este régimen fue el Audi 100 de 1968. A este pronto se le unió el Audi 80 (que sirvió de base para el Volkswagen Passat) en 1972 y el Audi 50 (más tarde rebautizado como el Volkswagen Polo) en 1974. El Audi 50 fue un diseño trascendental porque fue la primera encarnación del concepto Golf/Polo, que llevó al automóvil a un gran éxito mundial.

En 1985 pasó a denominarse Audi AG, su nombre actual, y volvió a establecer su sede en Ingolstadt.

En 2007, Audi superó por 14º año consecutivo su propio récord de producción con 978.300 vehículos, en 4% más que en 2006.

En 2011, Audi obtuvo el mayor crecimiento en ventas en la historia de la compañía. La marca de los cuatro aros vendió más de 1,3 millones de automóviles en el último año generando un incremento en sus ingresos de 44.100 millones de euros (59.254 millones de dólares). La utilidad operativa del Grupo Audi superó los 5.300 millones de euros (7.121 millones de dólares) en el año fiscal pasado. El retorno operativo de ventas creció del 9.4 al 12.1%.

Audi participó en el Foro Económico Mundial 2012 en Davos, en el que ha tenido presencia desde 1987, donde presentó nuevas ideas que arquitectos, urbanistas, políticos y proveedores de energía han desarrollado para la movilidad urbana del futuro como los son la Iniciativa «Audi Urban Future» y el auto concepto A2.

En 1926, la empresa Horchwerke AG presentó un modelo de cuatro cilindros en línea. Se modificó en varias ocasiones en los años siguientes pero no se sustituyó hasta un V6 en 1933. Poco después, en 1931, se presentan los DKW Front. La marca DKW se encarga de popularizar en la industria de la automoción los automóviles con tracción delantera.

En 1938 Auto Union AG comienza a realizar pruebas de choque y vuelco a sus modelos, convirtiéndose en una de las primeras empresas de automoción en realizar este tipo de tests a sus vehículos.

Pasan los años y en la década de los 50 la empresa rival NSU Motorenwerke AG y uno de sus ingenieros, Felix Wankel, desarrollan el motor con pistón rotatorio, un propulsor que presentaba como gran ventaja su mayor ligereza al estar compuesto por menos elementos. Audi fue pionera en galvanizar totalmente la carrocería de sus automóviles para evitar la corrosión. Cada una de las marcas que formaron Auto Union –Horch, Audi, Wanderer y DKW– aportaron su pequeño granito de arena en el terreno tecnológico. Sin embargo, en cuanto a hitos tecnológicos en la historia de Audi, debemos mencionar tres por su repercusión en el momento actual de la industria: ubicación del volante de conducción a la izquierda, la tracción quattro y el motor TDI.

En 1921, con el modelo Audi K, aparece el primer coche con el volante a la izquierda (hasta ese momento, los vehículos tenían al volante a la derecha, como herencia de los anteriores carruajes de caballos en los que el cochero se sentaba a la derecha).

La tracción quattro se plasmaba en un principio aparentemente sencillo: la fuerza del motor debía transmitirse a las cuatro ruedas. Los ingenieros de Audi investigan y trabajan en la tracción total quattro y, finalmente, en el Salón del Automóvil de Ginebra de 1980, nace el Audi quattro sportcoupé.

Al principio, esta tecnología se aplica en el mundo de la competición, y los éxitos (en los rallyes, sobre todo) no tardan en llegar. Audi aprovecha las virtudes de su sistema y empieza a ofrecer versiones quattro para vehículos de calle, de tal forma que en 1987 todos los modelos tenían, al menos, una versión con tracción integral. El Audi quattro obtiene el campeonato del Mundial de Rallies de 1982 a 1984.

Audi 100 es el primero en estrenar un motor con denominación TDI en 1989. En el Salón del Automóvil de Frankfurt de 1989, se presenta el Audi 100 TDI. Aquel modelo tenía un motor de 2,5 litros de cilindrada y 120 CV de potencia. Dos años después, en 1991, se desarrolla un nuevo motor para los modelos Audi 80 y Audi 100. Dicho propulsor era un 1.9 TDI, de cuatro cilindros y 90 CV. Si bien Audi fue el mayor promotor de la era turbo-diésel-inyección directa, la aplicación de estas mejoras en motores diésel para automóviles empezó en 1986, cuando el Fiat Croma con denominación TDiD se convirtió en el primer automóvil del mundo con motor turbo diésel de inyección directa.

En el diseño de sus modelos Audi es independiente de Volkswagen y coordina también la estrategia de modelos de Seat, Bentley y Lamborghini.

ABARTH ALFA ROMEO ASTON MARTIN AUDI BENTLEY BMW CHEVROLET CITROEN DACIA FERRARI FIAT FORD HONDA HYUNDAI INFINITI ISUZU IVECO JAGUAR JEEP KIA LADA LAMBORGHINI LANCIA LAND-ROVER LDV LEXUS MAHINDRA MASERATI MAYBACH MAZDA MERCEDES-BENZ MINI MITSUBISHI MORGAN NISSAN OPEL PEUGEOT PORSCHE RENAULT ROLLS-ROYCE SAAB SEAT SKODA SMART SSANGYONG SUBARU SUZUKI TATA TOYOTA VOLKSWAGEN VOLVO